Psoriasis

La psoriasis es una afección autoinmune crónica y recurrente que afecta la piel. Provoca el crecimiento rápido de las células de la piel lo que causa áreas de piel gruesas, secas y decoloradas. La psoriasis en placas es la forma más frecuente de esta afección. Comúnmente, las placas se forman en las rodillas y los codos, pero pueden afectar cualquier área del cuerpo.  La gravedad varía entre una persona y otra, y puede mejorar o empeorar con el tiempo.  Para algunos, solo se trata de una molestia, y, para otros, puede ser dolorosa, incómoda y debilitante. Más de 7 millones de personas viven con psoriasis. Si bien no hay una cura, hay muchos medicamentos destinados a enlentecer la producción de células de la piel y reducir la inflamación.